VIVOOD, EL PROYECTO EMPRENDEDOR QUE SUPO REINVENTAR EL TURISMO Y LA ARQUITECTURA SOSTENIBLE

La red pionera de hoteles paisaje ideada por el arquitecto Daniel Mayo celebra sus primeros meses de éxito en Marina de Empresas después de reconvertir su plan original de casas modulares.

vivood_2

  • La red pionera de hoteles paisaje ideada por el arquitecto Daniel Mayo celebra sus primeros meses de éxito en Marina de Empresas después de reconvertir su plan original de casas modulares.
  • El proyecto ha recibido el apoyo de la Lanzadera de Juan Roig y la inyección de 1,16 millones de euros del vehículo de inversión Angels.

El turismo y la construcción son dos de los puntales de la economía española, pero innovar sobre ambos conceptos no es tarea fácil. El joven arquitecto segoviano Daniel Mayo supo reinventarse con el apoyo de la aceleradora Lanzadera y la inyección económica de Angels, dos instrumentos impulsados por Juan Roig, presidente de Mercadona, para dar un empujón a líderes emprendedores. Precisamente la pasada semana se inauguraban las nuevas instalaciones de su gran proyecto para el fomento del emprendimiento y la cultura empresarial, bautizado como Marina de Empresas.

Aunque la idea inicial de Mayo, elegida entre más de 4.200, era la creación de una empresa de viviendas desmontables, gracias a la experiencia y al asesoramiento recibido en Lanzadera, el arquitecto de 29 años y sus socios decidieron virar su proyecto hacia lo que hoy es VIVOOD Landscape Hotels. “Entonces era un arquitecto que llevaba un año titulado”, asegura Mayo que, a pesar de haber ganado el concurso nacional de investigación científica en el área de arquitectura, reconoce que “no tenía ni un euro y no podía montar mi propia empresa”.

El cambio de rumbo se produjo después de haber recibido los primeros pedidos de casas desmontables sostenibles y de comprobar el éxito de su idea. Pero con el asesoramiento recibido en Lanzadera, y tras ocho meses de duro trabajo, el equipo buscó un planteamiento más ambicioso y arriesgado. El nuevo reto pasaba por llevar ese concepto de casas desmontables a un complejo hotelero 100% integrado en la naturaleza, un hotel en plena naturaleza. “La insatisfacción y la autocrítica me llevaron a tomar la decisión más importante de mi vida”, señala el arquitecto, mientras reconoce que “había un 99,9% de posibilidades de fracasar” después de meses de duro trabajo y dedicación exclusiva.

De este modo, nacía este primer proyecto de VIVOOD en la sierra alicantina. En menos de 12 meses, el equipo de Mayo ha construido 1.000 metros cuadrados tras una inversión de 1,6 millones de euros. Angels, el instrumento inversor de Juan Roig, ha inyectado 1,16 millones de euros en el proyecto. Además, gracias a su construcción y puesta en marcha se han creado 18 puestos de trabajo directos.

 

Una idea de éxito ligada a la sostenibilidad

En el proyecto de VIVOOD, además de la sostenibilidad, sus artífices añadieron otros conceptos muy ligados a la ecología, como la elección de lugares singulares para su instalación o la apuesta por una gastronomía en línea con la filosofía Slow Food. Además, para dar un mayor refuerzo a la idea de relax y descanso de estos hoteles donde “El Lujo es la Evasión”, VIVOOD implementa también el ‘Adults Only’, una fórmula para poder disfrutar al máximo de sus instalaciones en la mayor tranquilidad.

El buen resultado de la primera instalación de VIVOOD, que durante este verano ha superado el 80% de ocupación, se traducirá en la apertura de tres alojamientos en los próximos cinco años en diversos puntos de España, en los que también se implementarán todos los avances de la arquitectura modular ecológica.

 

El primer hotel paisaje de España

Situado en el virgen Valle de Guadalest, en la localidad de Benimantell, un entorno de alto valor paisajístico a 50 minutos de Alicante, VIVOOD Landscape Hotels inauguraba este verano el primer hotel paisaje de nuestro país. El proyecto ha supuesto un reto arquitectónico, turístico y paisajístico, así como a nivel servicios, ya que cuenta con todas las comodidades de un hotel de lujo en plena naturaleza respetando el medio en el que se asienta. Las instalaciones son toda una oda a la arquitectura gracias a módulos integrados en el paisaje a través de sus 25 suites de diseño independientes, un restaurante & lounge bar, una piscina panorámica y varias terrazas y jacuzzis exteriores privados.

Artículos recomendados