Skip to content

Empresas de packaging

| 6 min. |

Ideas para cuidar el packaging y la experiencia de usuario sin venirte demasiado arriba, ni gastar muchos euros.

Es posible que hayas oido (o visto) un anuncio de una conocida marca de joyería diciendo que su caja no es fácil de envolver para regalar.

Si lo has oido fijo que lo recuerdas porque te habrá taladrado el cerebro, repite entre 20 y 1000 veces que la caja es redonda. No se hace referencia al producto, ni al servicio ni a ninguna oferta, todo gira en torno a la caja.

Packaging y Startups

Cuando comienzas con una startup que ofrece productos físicos lo primero que piensas es en adelantar a Steve Jobs y conseguir la mejor experiencia de «unboxing» del mundo. Esta idea te dura dos presupuestos.

Tu planteabas una caja impresa a 5 tintas, con dos cuerpos, donde al abrirlo aparece una tarjeta personalizada y un papel de seda impreso. Eso para 100 uds de producto con un ticket medio de 100€. Los dos presupuestos que te mandan te dan tu primera dosis de realidad y al final con la prisa acabas con una caja que le va grande al producto y se te queda cara de visionario renegón (a mi me pasó).

Al envase lo llaman el vendedor silencioso, y con razón.

Experiencia de usuario que se toca

El packaging es purita experiencia de usuario, un journey que tiene todos los puntos de contacto con la expectativa a tope.

Todo empieza antes de que te den el regalo, partes ya de un estado de nervios, ahí dentro puede haber cualquier cosa unas pantunflas, una bufanda, un reloj o un gato… Después miras el papel, si es bonito lo abres con cuidado, si es de una Frozen sin copyrights lo rajas como un orco.

Cuando tienes la caja te detienes, miras el gráfico, te tomas tu tiempo, tocas el material, lo giras lees los detalles que alguien ha diseñado pensando en ti (todo el mundo está en algún moodboard), identificas el producto y con suerte el regalo es lo que tu querías, lo abres y encuentras la sorpresa que esperabas.

Si es así, conseguido, emoción positiva, sentimiento almacenado y experiencia de marca en la memoria.  

El packaging es purita experiencia de usuario, un journey que tiene todos los puntos de contacto con la expectativa a tope Clic para tuitear

 

Fuente: unsplash.com

Controla el ego, di no a todo lo que no aporte valor

El envase debe proteger, preservar, promocionar y presentar el producto, todo lo demás es ego y coste que tu cliente no está dispuesto a pagar.

Cada cosa que añades al producto no tiene porque sumar a la experiencia, pregúntate si esa bolsa de tela ayuda a que tu cliente entienda mejor tu producto o que recuerde tu marca durante la fase de uso. 

Es muy probable que tu envase termine en la basura.

Muy pocas personas coleccionan cajas así que es muy probable que todo el esfuerzo y coste que destines al envase acabe en la basura. Intentarás por todos los medios que reutilicen el envase para otra cosa, pero el número de botes de cristal que caben en una casa es finito.

Por esta razón ponle mucho cariño al envase pero no destines más de un 5% de coste del producto al envase (a veces más a veces menos) pero controla. 

Si has llegado a esta conclusión y decides ser flexible en tu embalaje Rajapack puede ser tu empresa, tienen un surtido de cajas muy amplio y accesorios para hacer tu producto más atractivo.

Recursos para «enriquecer» una caja cruda sin imprimir

Cinturones

Imprimir sobre una caja siempre es complejo. Se necesita una plancha de impresión que se amortiza con las unidades que fabriques. 300/10000 no es mucho, 300/100 ya va siendo dinero. Para poder identificar la caja como tuya siempre puedes imprimir sobre un “cinturón” en un papel de buen gramaje y pegarlo alrededor de la caja. El resultado es una funda impresa sobre tu caja postal estándar.

Sellos

Para evitar el problema de la plancha de impresión también puedes comprar sellos y estampar las cajas con tu marca a mano. Es tedioso, pero puede servirte para escalar mientras vas subiendo de volumen. 

Papel y bloqueos

Esto no es solamente por mantener el suspense del unboxing hasta el último momento, el packaging debe proteger el producto y este debe estar fijo en una posición para que no se golpee con las paredes de la caja. Puedes utilizar papel de seda, espumas, serrín o cartón para conseguir esto.

Fuente: The dieline – Sistema de packaging de marca de Marisco

Pensar en tu cliente vale mucho y es gratis

A lo mejor no te llega para una campaña como la de la marca del oso pero tienes todo el ingenio del mundo de tu parte y la suerte es que es gratis. En tu web puedes comenzar una historia que termine con algún soporte que tu usuario no espere, puedes tener detalles que no carguen de coste el producto y que sean valiosos para tu cliente.

Especialmente en navidades puedes sorprender ampliando la experiencia y felicitando las fiestas o con unas pegatinas que estén relacionadas con tu producto y que puedan caer simpáticas a tu buyer persona. Para esto puedes apoyarte en tu impresor de confianza o de alguna imprenta online que entregue trabajos de buena calidad como Impresum o Mooprint.

“Extras” que puedes utilizar para conectar con tu cliente

Postales

Puedes imprimir en una postal la información que tu cliente necesite saber sobre tu producto y que no has podido plasmar en la caja, es un recurso bastante económico y se puede personalizar para que sea bonito. Si le gusta, puede que la ponga en un sitio privilegiado de su habitación. 

Pegatinas

Las pegatinas no son una gran inversión y pueden ser una forma de que tu cliente te recuerde. Si consigues alguna ilustración o fotografía que tu cliente valore puedes tener medio camino hecho.

Tarjeta con gracias

De verdad estás agradecido por la confianza de tu cliente así que mientras puedas, díselo. Con una tarjeta sencilla y un texto escrito a mano puedes darle las gracias por haber elegido tu producto.

Fuente: the dieline. Detalles de la marca cosmética Wise.

A una tinta es bien

Una caja impresa a una tinta puede ser tan impactante o incluso más que una caja a todo color, se trata de comunicar y enganchar a tu cliente con tu marca o con todo lo que la rodea. Texturas, masas de color e ilustración son recursos que puedes utilizar para sorprender a tu cliente con tu ingenio. 

Para estos trabajos empresas como Kartox o Selfpackaging tienen precios competitivos y un buen resultado calidad precio. Igualmente recuerda la primera recomendación, no te encantes y haz siempre lo que aporte valor a tu cliente, no lo que te apetezca a ti.

Haz lo que aporte valor a tu cliente, no lo que te apetezca a ti.

Fuente: the dieline-Manopizza

Si puedes invertir, el color también es bien

Siempre que puedas invertir en envase, que esté justificado por la orientación de tu marca y porque es algo que en tu mercado demanda darle una buena capa de color a tu envase es más que una buena idea. Es posible que tu empresa esté ya en ese momento y que aun así no puedas invertir en un gran número de cajas.

Para casos como este la empresa Packhelp puede darte soluciones con una calidad más que digna desde 30 unidades. 

Fuente: thedieline – Estrategia de packaging hamburgueseria Huxtaburger

¿No te aclaras con las empresas de packaging?

Si necesitas ayuda con estos temas y otros tantos relacionados con tu producto, en Lanzadera ayudamos a proyectos gestionar el diseño desde una perspectiva lean (mínima inversión máximo impacto). Y sobre todo, captura, analiza e interpreta los datos de cómo interactúan los clientes con tu producto: el análisis de producto es absolutamente clave.

Nueva llamada a la acción

Stories todos los meses en tu correo. Cero spam, historias inspiradoras de los emprendedores de Lanzadera explicando sus aprendizajes de primera mano.

Informarte que al dejarnos tu email estás consintiendo expresamente a que Lanzadera te envíe correos con información sobre el mundo del emprendimiento (noticias, consejos, formaciones, etc.), así como de los eventos que se realicen en Marina de Empresas. Puedes ejercitar tus derechos a través de info@lanzadera.es. También ante la Agencia Española de Protección de Datos (www.aepd.es). Para más información sobre el tratamiento y tus derechos accede aquí.

Otras entradas

Cosas que debes saber sí o sí.